Recuerdo que cuando era pequeña mi papá siempre me decía que tenía que ver todo tipo de películas, no importaba que tan pequeña o que tan grande fuera, siempre hay que darle oportunidad a todos los géneros.

Las películas sangrientas y de acción eran las que menos llamaban mi atención, hasta que entré a la Universidad y “Dan” uno de los maestros más inolvidables y al que agradezco mi formación cinéfila, me presentó a Quentin Tarantino, el director del que hablaremos en esta ocasión porque además de convertirse en uno de mis favoritos, su reciente film “Érase una vez… en Hollywood” se estrenó la semana pasada.

Tarantino tiene películas icónicas que no solo se han convertido en culto, también en memes y en trending topic como “Pulp Fiction” que recientemente celebró sus 25 años con un reestreno en cines. Esta joya de los 90s le abrió las puertas a Tarantino en el mundo cinematográfico al ganar la Palma de Oro en Cannes.

¡Tarantino llegó para quedarse!

Varios rumores se dicen acerca de “Érase una vez… en Hollywood”, pero sin duda el que más nos tiene sin poder dormir es si será o no la última película de Tarantino. Sinceramente lo dudo y es que con la noticia de que será papá, el director podría inspirarse para crear nuevos guiones y con un giro inesperado, o eso quiero creer.

Regresando al tema de su más reciente estreno, es la película más personal de Tarantino, un homenaje a Los Ángeles de su infancia, en donde conoceremos las tres clases de los 60s en Hollywood: Sharon Tate, en ese momento, la realeza; Rick Dalton, el actor pasado con alguna oportunidad en un nuevo film y Cliff Booth, doble de Rick, la clase trabajadora de la industria.

Es un film extenso, como lo son todos sus films, con actores reconocidos y que el público ama: Leonardo DiCaprio y Brad Pitt, con una reconstrucción meticulosa del fin de los años sesenta y con un homenaje de ensueño a la figura de Sharon Tate interpretada por Margot Robbie que por lo que he visto en el tráiler, hace un papel fascinante.

Algo que tenemos que reconocerle a Quentin Tarantino, es su poder para generar expectativa. Las primeras críticas que he leído acerca del film llegan a ser divididas, pero la mayoría han concluido que el carisma de DiCaprio y Pitt, (dos actores que nunca han trabajado juntos), refleja diversión y complicidad. 

Y si aún no te convences de ver el film, te voy a compartir algunos datos que quizás no habías leído y que posiblemente valgan la pena darle una oportunidad:

  •  Después de todo un escándalo con el productor Harvey Weinstein, terminaron su relación laboral y Tarantino decidió aliarse con Sony Pictures. Puso algunas reglas como ser los encargados de su distribución, estableciendo un presupuesto de 95 millones de dólares. Una cantidad considerable para recrear la época de los 60’s en Hollywood.
  • Luke Perry y Burt Reynolds fueron los actores que fallecieron durante el rodaje y la producción se vio seriamente afectada. Aun así la película salió adelante.
  • El actor Damon Herriman personificó al famoso asesino que envuelve la historia de la película, Charles Manson y casi al mismo tiempo fue seleccionado para interpretar a otro asesino en la segunda temporada de la serie “Mindhunter”. Así que además de verlo en el film también veremos su actuación en la producción de Netflix.

“Érase una vez… en Hollywood”, ¿buena o mala película? No puedo confirmarlo, lo que sí, es que será un éxito en taquilla y que no puedes quedarte sin verla. No olvides que dura 3 horas, por lo que no es recomendable verla en la noche después de un día cansado. 

Author Profile

Emily Castellanos
Comunicóloga Geminiana. Cinéfila & Paparazzi. Dragqueen de Closet.
A veces pienso que no voy a poder con más y voy y puedo. #SoyLoProhibido

Comments

comments